8 de julio de 2018

Granizada peligrosa para los frutales

Ayer, día 7 de julio -san Fermín-, volvió a descargar en Quintana una de las típicas tormentas de verano (de otros tiempos) una terrible granizada y chaparrón, con gran aparato de truenos, relámpagos y rayos,  que estropeó sobre todo mucha fruta, tumbó más de un campo de cereal e inundó algunas tierras.
Por la apariencia de las bolas de granizo, como canicas, debió realizar más de un destrozo en los cereales ya granados.
Se recogieron más de 12 litros/m2.




No hay comentarios:

Publicar un comentario