19 de agosto de 2018

2º Concurso de tapas quintanesas

Nos llega de nuestra "corresponsalía" de Quintana la siguiente crónica y fotos del concurso de tapas:

Ayer tarde disfrutamos en el recinto de las escuelas de una rica y variada selección de tapas en el concurso organizado por la Asociación Cultural Villa Odoth. Once concursantes con tapas realmente apetitosas y una exquisita presentación, que hicieron muy difícil la elección de las tres ganadoras al jurado que formaban Tomás Díez, Carlos Colmenero y Miguel Amengual. Al final la tapa ganadora fue la titulada "Bocadito de cielo", de Mary Toribio, seguida por "El ojo que mira", de Begoña Espina y "Bacalao con salsa alioli de mandarina", de Pedro Valiente, aunque a decir verdad el nivel de los once participantes fue muy elevado. A continuación de la recepción de los correspondientes premios, se hizo la degustación de las tapas entre todas las personas, familiares y amigos, que acudieron al evento. 
Todo un éxito de participación y animación.





18 de agosto de 2018

"Imágenes del Cerrato", por Miguel Amengual

La tarde de ayer estuvo dedicada, entre otras cosas, a la charla de Miguel Amengual titulada: "Imágenes del Cerrato".
Miguel ya nos ha descubierto hace tiempo en sus escritos y conversaciones que es un espíritu inquieto que le entusiasma viajar, conocer diferentes lugares, hacer ejercicio y recrearse en la contemplación del paisaje y, si puede ser, inmortalizar en fotos su paso de buen observador por los lugares.
Desde su rincón de "Vailima", donde tiene su fuego, hogar y tranquilidad, planifica rigurosamente sus pequeñas aventuras en bicicleta o coche a las proximidades de Quintana, o metafóricamente desde Villa Odoth, como él dice.
En esta ocasión ha traído un muestrario de fotografías de gran valor artístico de sus andanzas por tierras cerrateñas, y es que, muchas veces, a los de fuera de estos lares la palabra "Cerrato" no les dice nada, y Miguel trata de explicar a sus amigos madrileños que es una comarca que merece la pena visitar.
Hizo un recorrido sobre algunos de los pueblos de alrededor, centrándose sobre todo en el paisaje variado de Quintana del Puente a lo largo de las diferentes estaciones del año. Con humor y un comentario adecuado mostró tanto una cencellada invernal como una vista panorámica del puente de piedra, el brotar de un almendro o la encina solitaria, la iglesia de Herrera o la de Valdecañas, las bodegas de Quintana o las de Villahán; cualquier paisaje le parece digno de admiración, pues ve belleza en lo que le rodea y es capaz de suscitar asombro en quien le escucha.
Con una audiencia entregada supo interesar a todos los asistentes a redescubrir nuestra tierra y entorno.












17 de agosto de 2018

Papeles y trastos para una exposición

Nuestro Pacopús tiene la costumbre de sorprendernos periódicamente con una de sus intuiciones y genialidades. Este año lo hace con un recopilatorio de trastos antiguos: cepos, candiles de principios del siglo XX, garrafones, pajareras, carburos, juguetes artesanos utilizados por los chicos hace un montón de años, algunos papeles curiosos, libros y documentos con olor a polvo de desván y otros con ese amarillento añejo que les imprime un carácter de histórico.

Aunque la mejor introducción a esta exposición es la que el propio Pacopús hace en el folleto de presentación de la misma:

Vuelvo al tiempo que tuve entre mis manos,
hurgando entre estos trastos y papeles
donde el recuerdo mira y se detiene
aferrado al olvido que se escapa
al abrir la ventana de mi infancia.
Me besa y me acaricia la nostalgia
con ecos de canciones ya lejanas;
me miro en una lágrima cansada
a la luz de una noche de candiles;
espejo, huella, aliento de mi niñez
que desea jugar al escondite
abrazado al amor de la distancia,
entre las hojas de los viejos sueños
que guardan cachivaches y legajos
cargados de un silencio que no calla.
Vuelvo al tiempo que tuve entre mis manos,
y leo en las arrugas de su cara:
Mientras haya alguien que lo quiera,
en Quintana
hoy, ayer y siempre
tocarán a gloria las campanas.
Pacopús 2018










Marcha hasta Cordovilla la Real

Esta mañana, con la fresca, un grupo de mayores y pequeños salimos a caminar hasta Cordovilla la Real, en la marcha organizada por la Asociación Cultural Villa Odoth en el marco de la semana cultural que celebramos en Quintana del Puente. 
Allí nos esperaban los avituallamientos (bocadillo, cerveza y refrescos). Al ver tanta gente forastera, el alcalde se acercó a saludarnos y la señora Jesusa se brindó amablemente a enseñarnos la iglesia. Al acabar la visita volvimos de nuevo a Quintana por el mismo camino. Una agradable mañana de ejercicio y convivencia. 
Pacopús




16 de agosto de 2018

Recital del Coro santa Lucía, XXª edición

Ayer día 15 de junio, día de la Asunción, hubo una gran concurrencia de público en la iglesia de Quintana para escuchar el recital y concierto que el Coro santa Lucía había estado preparando a lo largo del año, con trabajo y esfuerzo de todos sus componentes animados por su incansable director Julián Rodríguez Delgado.
Tuvo 3 partes bien definidas. El repertorio consistió en una primera parte polifónica sobre temas tradicionales, incorporando nuevas canciones e incrementando así el acervo del grupo musical. Podemos destacar la interpretación del "Ave María" del músico italiano Williams Gómez, colgado en la sección de vídeos de este blog.
(Nuestro director, Julián Rodríguez, consiguió la partitura de este precioso "Ave María", desconocido para la mayor arte de la gente, escribiendo directamente a su autor, quien se la facilitó amablemente; luego es de justicia que se le mencione como autor que es del mismo)


Un momento durante el ensayo
El intermedio estuvo amenizado por dos canciones infantiles interpretadas por el grupo de niños de Quintana: "Jugando al escondite" y "Debajo un botón, ton ton", con el claro deliete de todos los papás. A continuación una joven promesa bilbaína de la guitarra, Aritz Iranzuegui Martín (nieto de Glory), interpretó 3 piezas clásicas que apuntan maneras a un gran intérprete.



Aritz Iranzuegui Martín
La tercera parte la formaban canciones del folclore tradicional con acompañamiento de instrumentos: guitarras, teclado, laúd e instrumentos de percusión.
Podemos de decir que en conjunto fue un gran éxito, de lo cual todos nos debemos alegrar y felicitar, a la vez que estar orgullosos de las cosas que se hacen en el pueblo para disfrute de todos. El éxito de público es una muestra de ello.